miércoles, 17 de junio de 2009

Micción

Ya sabéis que pasé casi cuatro años con una muy fuerte depresión, que no salía de una salita, y que pasaba todo el día sentado. Por la noche, por supuesto acostado. Eso fue hasta noviembre del 2007. Llevando un año ya sin salir, notaba que la fuerza y presión en el momento de la micción, había bajado considerablemente, lo que achacaba por supuesto a las horas y horas que pasaba sentado y a la falta de movimiento. Mi padre había pasado por un cáncer de próstata, que por desgracia fue lo que terminó con su vida, aunque sin dolor, ya que entró en un ensayo clínico y cuando pasó a metástasis, fue una transición "tranquila". A raíz de todo ello, yo estaba bien informado del tema y tenía muy claro que la falta de movimiento y de verticalidad, era la causa de la ausencia de fuerza y presión. Ello se confirmó en el segundo centro sanitario donde estuve ingresado. Lo que les extrañó y sigue extrañando en la Unidad de Esclerosis Múltiple, es que no sufra de estreñimiento. Por suerte, y supongo que gracias a que tengo un buen organismo, se que alimentos comer y cuando, lo que parece evitarme esa molestia.

Pero vuelvo al tema de la micción. Llevo tres días, notando que se ha incrementado la fuerza y la presión. Puedo estar equivocado, pero creo que es debido a una de las pastillas naturales que tomo desde hace unas dos semanas. Veremos si se va confirmando.

Ésta tarde mi madre está ahora en el ambulatorio, para pedir medicamentos y darle la nota a la nueva doctora de cabecera. En esa nota (no recuerdo si lo comenté) le pido otro análisis de sangre, para ver si me abandonó la anemia férrica; le comento lo del perseverante eccema y le pido un volante para el neuro, para tramitar papeles. Ahora recuerdo que ya lo comenté.

Pues eso es todo por hoy.

4 comentarios:

Libertad dijo...

Dabas las gracias el otro día por recibir mensajes de respuestas.
Yo la verdad no tengo nada que aportar al tema de la enfermedad, pero desde que he conocido tu blog te visito todos los días, leo tus actividades y tus preocupaciones y es como si hiciera una llamada a un amigo, para interesarme como va a pasar el día o como lo ha pasado. No he adivinado aún en que ciudad estás, lo pregunto para ubicarte mentalmente, porque siento muchísimo no puedas salir fuera de tu domicilio, es algo que me parece muy duro.
Hasta otro ratito.
Saludos.

Antonio Feliu dijo...

Hola, estoy en Barcelona.

Si puedo salir con la silla de ruedas, pero con alguien. De todos modos, cuando tengo la chica que ahora me ayuda, prefiero destinar el tiempo a la recuperación.

Hasta luego.
Toni

Libertad dijo...

Gracias por la respuesta, no me taches de curiosa. Estás en Barcelona, es mi ciudad de nacimiento y juventud me fuí en 1960, figurate, pasé los 40 y 50 en la casa de mi madre Provenza-Urgel, Hospital Clínico (que es donde nací, mi madre era enfermera de allí) Mercado del Ninot, Escuela Industrial y otras zonas cercanas y actividades que se podían practicar en el aquel entorno, aparte del Colegio. Conozco bien Barcelona, me gusta como ciudad pero hay muchas cosas que detesto y que siempre he criticado, el clima, la humedad que se me metía en los huesos, con veinte años tenía destrozadas las rodillas de reuma, se me curó con el frío de Madrid y nunca mas he tenido ninguna molestia.
Su economía tampoco ha sido santo de mi devoción, demasiado cara para mi nivel, nunca entendí porque había tanta diferencia en los precios de los alimentos en comparación con Madrid y ya no digamos con Andalucía.
A veces los dichos tienen una cierta razón "Barcelona el bona si la bolsa sona".
De todas formas Barcelona es punto y aparte.
Saludos.

Pablo dijo...

Animo, Seguro que son buenos indicios de mejoría. Espero que los resultados sean realmente alentadores. Gracias


Para Mejorar vista esta Pagina